Tomado del Libro. “Conozca Santiago Papasquiaro.”
Autor Profesor Camilo Carreón Ojeda.
Edición Terminada el 30 de Agosto de mil novecientos ochenta y tres.
Paginas 229, 232,y 233.

“Santiago Papasquiaro sin el Señor del Santo Entierro no es Santiago Papasquiaro” (Expresión fervorosa del pueblo de esta Ciudad.)

Se sabe que cuando los aborígenes Tepehuanes atacaron a Santiago Papasquiaro, el 18 de Noviembre de 1616, asesinando a los padres
Cisneros y Orozco; los santos cuerpos de estos sacerdotes quedaron depositados en hoyancos fuera del templo. Después de 9 años
(1625) una mañana, al amanecer, con gran asombro y admiración de todos, encontraron sobre el hoyanco una caja conteniendo una
bellísima e impresionante imagen que representa a Jesús en el Sepulcro. La recogieron con gran devoción y la llevaron para ponerla en un
nicho dentro del templo. El día 22 de Julio de 1766 la Sagrada Imagen del Señor del Santo Entierro, sudó en su rostro por mas de dos
horas, copiosas gotas de cristalino sudor y rojas gotas de sangre, y aunque muchas veces, con lienzos y algodón se limpiaban, aparecían
de nuevo. De todo esto dieron fe, bajo juramento, muchos testigos después de ver personalmente este maravilloso acontecimiento.
Son muchos los milagros que ha hecho el Señor del Santo Entierro, por lo que cuenta con el obsequio testimonial de mas de mil figuritas
de oro y plata que en forma de manos, ojos, orejas, cabezas, etc. Le han entregado sus fervientes devotos.

El día 24 de Abril de 1973, la famosa Imagen del Señor del Santo Entierro, surgió un pavoroso incendio. Aunque las causas del
acontecimiento no se han podido precisar en definitiva se cree que las llamas se iniciaron al quebrarse un vaso que contenía una
veladora, hay quienes piensan que trato de un atentado.
A cualquier viajero que llegara a Santiago Papasquiaro el día del siniestro, le parecía original la forma como se manifestó la fe del pueblo,
las viejas campanas del templo doblaron con sonoros sonidos, las cantinas se cerraron, al igual que la mayoría de los comercios de la
localidad, el pueblo en apresurado tropel acudió al templo, sofoco el fuego y velo día y noche los restos de la venerada Imagen, temiendo
que se tratara de un atentado que pudiera repetirse.
Las líneas internacionales de teléfonos se congestionaron decenas de personas esperaban cerca de la caseta de larga distancia la
oportunidad de comunicarse a Chicago, Los Angeles, y otras ciudades Norteamericanas para hablar con sus familiares residentes en el
extranjero y comunicarles la noticia.
El acontecimiento tuvo lugar a las dos de la tarde y para el anochecer ya estaba formado un Comité Pro-restauración de la Imagen y se
iniciaron de inmediato la búsqueda de la persona que pudiera hacer el trabajo con la mayor calidad y perfección.
La restauración de la Imagen se encargo al Señor Miguel Juárez López, originario de Miguel Auza Zacatecas., quien realizo con todo éxito
la restauración en las imágenes de Miguel Auza, San José en Plateros y la Purísima en Fresnillo, Zacatecas.
Si para cualquier persona parece desmedido el culto que se rinde a la Imagen, para los nativos de Santiago Papasquiaro; el Señor del
Santo Entierro ha sido durante siglos su emblemas, su protector, su patrono, el motivo de su unión y el centro de su vida religiosa.
Tomando en consideración que el 22 de Julio de 1766, se obro el prodigioso acontecimiento del Sudor del Santo Entierro, desde entonces
se convirtió en la Imagen mas venerada de la región.
El día 22 de Julio de cada año se organiza una rumbosa feria en la ciudad y el acontecimiento principal es rendir culto a la venerada
Imagen.
El día 22 de cada mes se ve a numerosos Santiagueros y peregrinos de otros lugares, quienes llevan sus ofrendas florales al Señor del
Santo Entierro y las tres naves del tempo se ven congestionadas por gran numero de fieles que de rodillas van a visitar y a elevar
oraciones a su imagen.
El Sudor del Señor del Santo Entierro
El Señor del Santo Entierro